UN FIN DE SEMANA EN LOS PICOS DE EUROPA: QUÉ VER (Asturias)

Lago Enol. Parque Nacional de los Picos de Europa. Asturias. España © Javier Prieto Gallego
Lago Enol. Parque Nacional de los Picos de Europa. Asturias. España © Javier Prieto Gallego
Los tres macizos que conforman el Parque Nacional de los Picos de Europa constituyen una de las maravillas paisajísticas y naturales más sobresalientes de España. También una de sus joyas más delicadas. Estos fueron los dos impulsos que movieron a un grupo de visionarios hace ahora 100 años para lograr convertirlo en nuestro primer parque nacional. Nos acercamos hasta uno de sus rincones más emblemáticos, los Lagos de Covadonga, y contamos qué más cosas se pueden ver. Recuerda que reservar tus alojamientos a través de SIEMPRE DE PASO me ayuda a generar contenidos gratuitos para que los disfrutes.

Lagos de Covadonga

© Texto y fotografías: JAVIER PRIETO GALLEGO

 

La capacidad de hechizo que manifiestan los tres macizos montañosos que conforman los Picos de Europa es legendaria. Tanto, que hasta está en el origen mismo de su nombre.

Dice uno de los cuentos que lo justifican que así de boquiabiertos se quedaban ante la contemplación de estas montañas los marineros que regresaban del Nuevo Mundo. Situadas en el centro de la Cordillera Cantábrica, a 25 kilómetros de la costa, eran las primeras formas que tras semanas de navegación rompían el horizonte para darles la noticia de que estaban arribando a la Vieja Europa. Otro cuento que explica el topónimo es la leyenda que narra la relación del príncipe Astur y su enamorada Europa. Esta, que era hija del rey Agenor de Fenicia, había sido raptada por Zeus y más tarde traída a estas montañas por el príncipe Astur para desposarse y vivir con ella. Escondidos y protegidos por un murallón pétreo tan bello como inaccesible, encerrados en un castillo inmortal, es así como acabaron ellos mismos convertidos en los “Picos de la bella Europa“.

Por eso, entre tanta fascinación como despiertan, tampoco es de extrañar que uno de sus rincones más emblemáticos, el conjunto de lagos que salpican las vegas de Enol y Ercina, sigan dejando como pasmados a quienes los ven por primera vez. Da igual que hayan llegado al paraíso en coche, a pie, en bicicleta o en autobús: nadie se libra de unos minutos de serena contemplación desde alguno de los miradores que les dan vista.

 

UN POCO DE HISTORIA

Precisamente, una prematura y moderna sensibilidad por la belleza natural que emana de estas montañas, junto al deseo visionario de ponerlas a salvo de futuras depredaciones especulativas es lo que impulsó a don Pedro Pidal, marqués de Villaviciosa, a emprender el camino que acabaría convirtiéndolas, el 22 de julio de 1918, en el Parque Nacional de la Montaña de Covadonga. Era el primero que se creaba en España y su proclamación, el 8 de septiembre de ese año, se hizo coincidir con la conmemoración del XII Centenario de la Batalla de Covadonga.

Todo ello fue posible gracias a una sensibilidad que hace 100 años era completamente novedosa y que fue la que impulsó el deseo, también novedoso y vanguardista en su momento, de poner ese espacio a salvo de futuras depredaciones especulativas de todo tipo. Algo que ha sido esencial para evitar, por ejemplo, que se produjera en su interior una sobreexplotación de industrias mineras, se acabara con la madera de los bosques o que un abuso de las actividades de caza terminaran con algunas de las especies más emblemáticas.

La primera zona de protección que se estableció en 1918, con la denominación de Parque Nacional de la Montaña de Covandonga, comprendía solamente el denominado Macizo Occidental de los Picos de Europa o del Cornión. Y giraba en torno a lo que es, desde luego, uno de sus lugares más bellos y emblemáticos: los Lagos de Covandonga.

Lago Ercina. Parque Nacional de los Picos de Europa. Asturias. España © Javier Prieto Gallego
Lago Ercina. Parque Nacional de los Picos de Europa. Asturias. España © Javier Prieto Gallego

Hubo que esperar hasta el 30 de mayo de 1995 para que el parque nacional incluyera también los otros dos macizos montañosos con los que forma un todo. Es entonces cuando pasa a denominarse con el nombre actual de Parque Nacional de los Picos de Europa.

En el año 2015 vuelve a ampliar de nuevo sus límites y en la actualidad comprende 67.455 ha. de superficie, que le convierten en el segundo en extensión, tras el de Sierra Nevada, de los quince que actualmente componen la Red de Parques Nacionales de España. También es uno de lo que más visitas recibe: con más de 1.900.000 visitantes en 2015, es el tercero más visitado de España después de los del Teide y la Sierra de Guadarrama.

 

HACIA LOS LAGOS DE COVADONGA

Una de las incursiones más clásicas a estas montañas, comienza en el pueblo de Cangas de Onís. Su calle principal, repleta de bazares y reclamos turísticos no debe inducir a nadie a pasar de largo. En uno de sus extremos queda el llamado Puente Romano, estilizada construcción de época medieval que con la reproducción de la Cruz de la Victoria colgando de su arco central brinda una de las estampas más fotografiadas de toda Asturias. Menos a la vista está su monumento más antiguo: un dolmen funerario del 4.000 a.C. Formado por una cámara sepulcral compuesta por varias lajas de piedra, se ubica en el interior de la ermita de Santa Cruz. Si es domingo, el mercado semanal puede ser una buena oportunidad para disfrutar del amplio catálogo de productos artesanales que llegan a Cangas desde las poblaciones y “caserías” de todo el entorno. Especial mención merece el queso “Gamoneu” (Gamonedo), de elaboración artesanal, muy buscado por los amantes de los quesos montañeses.

Desde Cangas, el ascenso hasta las vegas en las que se localizan los lagos tiene varias paradas inexcusables. La primera de ellas es para visitar el entorno de la basílica de Covadonga y la Cueva Santa, uno de los principales centros de peregrinación cristiana en Asturias, íntimamente ligado al inicio, entre legendario e histórico, de la Reconquista en el año 722.

Lago Ercina. Parque Nacional de los Picos de Europa. Asturias. España © Javier Prieto Gallego
Lago Ercina. Parque Nacional de los Picos de Europa. Asturias. España © Javier Prieto Gallego

Más o menos a mitad de camino, entre Covadonga y los lagos, el Mirador de la Reina ofrece una estupenda oportunidad para extasiarse con la grandiosidad del paisaje sin el agobio al que somete conducir por la estrecha, retorcida y empinada carretera que lleva hasta lo más alto. Una última parada podemos hacerla -es casi una obligación si se quiere profundizar en el conocimiento de este entorno- en el Centro de Visitantes de Pedro Pidal, ubicado en lugar que ocupó la antigua estación del tren a vapor que transportaba el hierro y manganeso extraído de las minas de Buferrera, junto a los lagos, hasta Arriondas. Desde él, un sendero circular conduce hasta la zona de las antiguas minas.

Tan solo un poco más arriba se localiza ya el pequeño conjunto de lagunas naturales de origen glaciar cuyas superficies lacustres más conocidas son las de los lagos de Enol y de la Ercina.

NO DEJES DE…
La Fiesta del Pastor, declarada de Interés Turístico, tiene lugar cada 25 de julio en las vegas de los lagos Enol y Ercina. Los actos, que envuelven la reunión anual de los pastores de la zona para repartirse el uso de los pastos de altura, dan comienzo con la peregrinación que arranca de Cangas de Onís a las ocho de la mañana para recorrer los once kilómetros que median hasta las vegas. Una vez allí tiene lugar una misa en la capilla del Buen Pastor y la celebración del consejo en el que se reparte el uso de los pastos para el siguiente año. A partir de ese momento se suceden diferentes actividades deportivas y exhibiciones folclóricas que incluyen carreras de caballos, manejo de perros, bandas de gaiteros o muestras de artesanía. La noche anterior es la única del año en la que está permitida la acampada junto a los lagos.

Recorrido señalizado de los puertos de Áliva. Macizo Central de los Picos de Europa. Parque Nacional de los Picos de Europa. Valle de Liébana. Cantabria. España. © Javier Prieto Gallego
Recorrido señalizado de los puertos de Áliva. Macizo Central de los Picos de Europa. Parque Nacional de los Picos de Europa. Valle de Liébana. Cantabria. España. © Javier Prieto Gallego

FICHA PRÁCTICA

Cómo llegar
Desde Oviedo la N-634 conduce en 65 km hasta Arriondas para tomar ahí la N-625 hasta Cangas de Onís. Desde esta localidad la AS-114 y luego la AS-262 enlazan primero con la Basílica de Covadonga y luego con los Lagos en 21 km más.

Cuándo ir
Los Lagos de Covadonga se encuentran en un macizo a más de 1.000 de altitud en un área considerada de alta montaña, por lo que las condiciones meteorológicas adversas dificultan o impiden la visita durante muchos días del año. La primavera o el verano son los momentos más apropiados para visitarlos.

QUÉ VER
LAGOS DE COVADONGA

El lago de Enol es el de mayores dimensiones. Ocupa unas 12 hectáreas y tiene una profundidad máxima de 23 metros. La vega en la que se enclava forma parte de un valle glaciar en forma de U y es un lugar muy frecuentado tanto por los visitantes como por los ganaderos del entorno. El de la Ercina, situado a 1.108 metros de altitud, tiene unos 550 metros de largo por 350 metros de ancho y una profundidad cercana a los 8 metros. Alberga complejas comunidades de plantas acuáticas y concita una nutrida población de aves. ACCESO: El acceso en vehículo particular hasta los lagos está regulado entre el 17 de julio y el 6 de septiembre, con excepción del 25 de julio, “Día del Pastor”. Entre esas fechas existe un servicio de autobuses continuado que parte de la rotonda de Covadonga.

 

PARQUE NACIONAL DE LOS PICOS DE EUROPA

Con una superficie protegida de 67.455 ha es el segundo más extenso del país. En su territorio engloba una enorme diversidad de hábitats -praderías, cumbres rocosas, pastos abiertos, densos bosques, cuevas, lagos y cañones- y hasta veinte localidades. Se reparte administrativamente entre las comunidades autónomas de Castilla y León, Cantabria y Asturias. Tanto para conocer la normativa de uso del parque como para estar al tanto de las previsiones meteorológicas, antes de emprender cualquier recorrido o actividad por el parque es recomendable ponerse en contacto con cualquiera de sus tres centros de información: en Cangas de Onís, Casa Dago, (Asturias), tel. 985 849 154; en Posada de Valdeón (León), tel. 987 740 549; en Tama (Cantabria), tel. 942 730 555. Oficina principal en Oviedo, tel. 985 241 412 / 985 255 376. SENDERISMO. Entre el 1 de julio y el 30 de septiembre -excepto el 8 de septiembre- el parque ofrece un servicio de rutas guiadas interpretativas para profundizar en el conocimiento del entorno. Se realizan con un mínimo de 3 personas y un máximo de 20. Dependiendo de las condiciones meteorológicas, cada día laborable de la semana se realiza una ruta distinta. Es preciso apuntarse y reservar plaza en la web del parque. INFO:  parquenacionalpicoseuropa.es.

 

CANGAS DE ONÍS

Su monumento más destacado y conocido es el Puente Romano sobre el río Sella. Es de origen medieval (s. XIII o XIV). Sobre su arco central pende una reproducción de la Cruz de la Victoria, que recuerda la primera batalla ganada a los musulmanes. Fue colocada ahí con motivo del regreso de la talla de la Virgen a Covadonga tras el final de la Guerra Civil. La ermita de Santa Cruz, levantada por el rey Favila en el 737, acoge en su interior un túmulo funerario del año 4.ooo a.C. La Casa Dago, que alberga uno de los centros de información del parque, data de 1920 y es ejemplo de la arquitectura señorial montañesa. La iglesia de Santa María de Cangas, antigua iglesia parroquial, acoge en su interior el montaje expositivo y audiovisual del Aula del Reino de Asturias. INFO: cangasdeonis.com. Oficina de turismo, tel. 985 84 80 05.

 

BASÍLICA DE COVADONGA

El actual edificio fue erigido entre 1877 y 1901 sobre una idea de Roberto Frasinelli. Uno de sus rincones más bellos es la cripta. El Museo de Covadonga (tel. 985 84 60 96), ubicado en un salón dentro de la Casa Capitular, recoge una interesante colección de piezas de orfebrería, arte y ofrendas que han ido llegando al santuario. A pocos metros del templo se localiza la CUEVA SANTA en la que, según la tradición, se acuartelaron las tropas de Pelayo antes de la batalla que marcó el inicio de la Reconquista. En ella se venera a la Santina, patrona de Asturias. También se encuentran las tumbas del rey Pelayo y su mujer.

Cueva Santa a la patrona de Asturias. Covadonga. Asturias. España © Javier Prieto Gallego

 

CUEVA DEL BUXU

A 3 km de Cangas se localiza la desviación que acerca hasta la localidad de Cardes y la Cueva del Buxu, con pinturas y grabados de entre el 19.000 y 12.000 a.C. El acceso a la cueva debe hacerse a pié desde las primeras casas del pueblo en unos 20 minutos. Hay que concertar la visita (tel. 608 17 54 67) y existe un cupo máximo de 25 personas al día.

 

MONASTERIO DE SAN PEDRO DE VILLANUEVA

Está considerado como uno de los ejemplos más importantes del románico en Asturias. Destaca especialmente su iglesia. Actualmente es el Parador Nacional de Cangas de Onís y se puede acceder libremente al claustro. La iglesia se abre en horarios de culto.

reserva-online.jpgDÓNDE DORMIR

¿Te apetece una escapada a los Lagos de Covadonga? Busca aquí tu alojamiento. Reservando aquí tu hotel o casa rural me ayudas a mantener este blog ¡Gracias! (esto no tiene ninguna repercusión para ti en el precio).



Booking.com

ALOJAMIENTOS DESTACADOS

PARADOR NACIONAL DE CANGAS (Villanueva de Cangas. parador.es).

Ubicado en el antiguo monasterio de San Pedro de Villanueva ofrece espectaculares estancias en las que puede palparse el importante pasado histórico del edificio. El actual se levanta sobre uno anterior construido en tiempos de Alfonso I, que fue panteón real y basílica prerrománica. Uno de los elementos más singulares del parador son los magníficos capiteles de la portada románica.

RESERVA AQUÍ:


Booking.com

ARCEA GRAN HOTEL PELAYO (Covadonga. granhotelpelayo.com).

Ubicado junto a la basílica de Covadonga, comenzó a construirse prácticamente al mismo tiempo que esta. Completamente modernizado conserva, sin embargo, un acogedor aire decimonónico. Confortable y elegante.

RESERVA AQUÍ:


Booking.com

HOTEL SANTA CRUZ (Cangas de Onís. hotelsantacruz.net).

Ubicado en el centro de Cangas junto al río Sella, ofrece un alojamiento de calidad con instalaciones modernas y funcionales. Decoración cuidada.

RESERVA AQUÍ:


Booking.com

DONDE COMER

LOS ARCOS (Cangas de Onís, restaurantelosarcos.es).

Ubicado en pleno centro de la localidad ofrece una cocina de calidad elaborada por el cocinero Ramón Celorio, uno de los más afamados y reconocidos de Asturias. Cocina tradicional renovada con productos orgánicos.

EL MOLÍN DE LA PEDRERA (Cangas de Onís, elmolin.com).

Cocina regional actualizada con productos de la tierra. Un local muy concurrido con propuestas originales y también muy tradicionales. Entre unas y otras, crujientes de cabrales con avellanas, lomos de sardina sobre carpacho de naranja o, simplemente, fabada.

EL CAMPANU (Cangas de Onís, elcampanu.com).

El campanu es el nombre con el que se conoce al primer salmón pescado en aguas asturianas y cántabras. Y su propietario, José Manuel, es uno de los que más veces lo ha pescado. Experto pescador y divulgador de la cocina asturiana, la carta recoge un completo repertorio de pescados, mariscos y arroces. Junto al Puente Romano.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR…

Seis lugares para disfrutar de los Picos de Europa en la provincia de León

Seis lugares en los que disfrutar de los Picos de Europa en la provincia de León.

Un paseo montañero por los puertos de Áliva (Parque Nacional de los Picos de Europa – Cantabria)

Un paseo fácil, asequible casi para toda la familia siempre que estéis acostumbrados a andar por montaña y haga buen tiempo, es el que discurre por los Puertos de Áliva, en el Macizo Central de los Picos de Europa. Está señalizado como sendero de pequeño recorrido PR-PNPE-24 y cuenta con un prólogo excepcional: la subida hasta la estación de El cable en el teleférico de Fuente Dé (Cantabria).

Los Lagos de Covadonga (Asturias)

Los lagos Enol y Ercina son el corazón lacustre del Parque Nacional de los Picos de Europa. Un oasis de verdor entre las paredes calizas de estas impresionantes montañas que es también el punto de partida de numerosas excursiones por ellas.

Territorio Cabrales (Asturias)

El concejo asturiano de Cabrales es conocido por su famoso queso. Sin embargo, no tiene por qué gustarte el queso para viajar hasta él: recorrerlo es adentrarse en el corazón mismo de los Picos de Europa, un paisaje fascinante lleno de gigantes y cuevas.

UN FIN DE SEMANA EN LOS PICOS DE EUROPA: QUÉ VER (Asturias)
5 (100%) 6 votes
More from Javier Prieto Gallego

Garrovillas de Alconétar (Cáceres)

Plaza Mayor de Garrovillas de Alconétar. Cáceres. Extremadura. España © Javier Prieto...
Leer más

2 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *